Blog about Proactive Parenting

Find the resources and advice you need, based on current research and best practices, to feel confident and in control caring for your family.

Las dietas durante la adolescencia, pueden desencadenar desordenes alimenticios

Adolescentes-esp

Los adolescentes de hoy en día se encuentran en una posición difícil. Por un lado, tanto la estética imperante en redes sociales, sobre todo en Instagram, como las tendencias de moda actuales rinden culto a la imagen de chicas delgadas y chicos atléticos. Por otro lado, irónicamente, esta presión social por la delgadez se produce en un momento en que más del 30% de los adolescentes de entre 12 y 19 años sufren sobrepeso u obesidad. Asimismo, el 50% de las chicas están, o creen que deberían estar, a dieta.

Los trastornos o desórdenes alimentarios en la adolescencia a menudo empiezan cuando un chico o chica intenta perder peso. El cambio gradual desde una simple dieta a un desorden alimenticio puede darse tanto en adolescentes con sobrepeso como en aquellos con un peso normal. Por tanto, todos los padres deben estar atentos y asegurarse de que sus hijos no se ponen en riesgo.

Los adolescentes con sobrepeso u obesos tienen más riesgo de padecer problemas de salud como diabetes, enfermedades coronarias, hígado graso o problemas en las articulaciones, así como problemas psicosociales tales como la depresión. Por lo tanto, está bien que estos chicos y chicas reduzcan su peso corporal para mejorar su estado general de salud. Sin embargo, el deseo de perder peso rápidamente puede llevarlos a adoptar conductas poco saludables que pueden desembocar en trastornos alimentarios.

En este mundo acelerado en que vivimos es relativamente común buscar remedios rápidos para problemas complejos; esta búsqueda de soluciones milagrosas se extiende también a la pérdida de peso. Las redes sociales e Internet están llenas de formas rápidas de perder peso y obtener un cuerpo más esbelto o definido. Muchos adolescentes leen esa información online y prueban. El problema es que los trastornos alimentarios pueden desarrollarse cuando tanto los chicos como sus padres no entienden bien lo que realmente significa “comer sano” y, en ese sentido, la información sobre nutrición que ofrece internet a veces puede confundir a ambos.

Existen una serie de métodos de pérdida de peso que resultan atractivos para los adolescentes pero que pueden suponen un riesgo de desarrollar trastornos alimentarios, como por ejemplo:

  • “Limpiezas” (o “depuraciones”) que consisten en ingerir ciertos líquidos y laxantes para perder peso;
  • “Ayuno intermitente” que consiste en restringir la ingesta de calorías a menos de 500 kcal/ día y en saltarse comidas;
  • “Comer limpio” que consiste en la eliminación de la dieta de grupos de alimentos, tales como carne, azúcar, grasa, carbohidratos, gluten, lácteos o cereales.

La pérdida de peso rápida que se da en esos casos puede llevar a problemas de salud, ya que los adolescentes se encuentran en un periodo de rápido crecimiento y desarrollo físico, intelectual y emocional. Por tanto, incluso aquellos chicos y chicas con sobrepeso u obesidad necesitan ingerir un número suficiente de calorías para mantener su energía y sostener un crecimiento y un desarrollo saludables. Perder peso rápidamente no es lo mejor para la salud de los adolescentes.

Por lo tanto, ¿qué pueden hacer los padres para ayudar a sus hijos con sobrepeso a adelgazar sin que desarrollen trastornos alimentarios? La clave está en cambiar la dialéctica y no hablar de dietas, sino de estilo de vida saludable para toda la familia. He aquí algunos consejos para ayudar a las familias a empezar:

  • Dar ejemplo de vida saludable y comprar comida sana para toda la familia
  • Limitar el consumo de bebidas azucaradas y animar a beber agua
  • Limitar el picoteo de dulces o snacks salados y sustituirlos por fruta o verduras
  • Animar a que se realice actividad física a diario y poner límites al tiempo que se pasa delante de una pantalla
  • Quitar los televisores de los dormitorios de los adolescentes para que duerman mejor
  • Hacer las comidas familiares con comida preparada en casa, alrededor de la cual se puede entablar una conversación y reforzar los lazos familiares

¿Os estáis preguntando cuanto tiempo delante de una pantalla es conveniente para los adolescentes? Tenéis toda la información en mi artículo del blog “Nuevas recomendaciones para bebés, niños y adolescentes: ¿Cuánto tiempo de pantalla es seguro para los niños?” Si, en cambio, tenéis dudas sobre cuánto ejercicio necesitan los adolescentes para mantenerse sanos, podéis resolverlas en el artículo “¿Cuánto ejercicio físico debería hacer mi hijo?”

La clave para detener la deriva desde una pérdida de peso hacia los trastornos alimentarios reside en promover una imagen corporal positiva que no dependa de la talla. Hay que concentrarse en llevar una vida sana y no en obsesionarse con la báscula. Debemos tratar de disuadir a los chicos y chicas de que se dejen llevar por la dieta de moda en cada momento o de que adquieran hábitos como saltarse las comidas o tomar pastillas para adelgazar y, por el contrario, enseñarles a vivir una vida saludable y equilibrada. Cada adolescente es mucho más que su peso corporal, así que concentrarse en sus cualidades positivas les motivará para mantener una pérdida de peso progresiva y saludable que ayude a su crecimiento y desarrollo.

Padecer sobrepeso u obesidad durante la adolescencia puede conllevar riesgos para la salud. Los padres pueden apoyar a sus hijos adolescentes para que mantengan un peso saludable y evitar al mismo tiempo el riesgo de desarrollar un desorden alimenticio creando un entorno familiar basado en un estilo de vida saludable.

Fuentes:

Golden, N., Schneider, M., & Wood, C. (2016). AAP Committee on Nutrition: Preventing obesity and eating disorders in adolescents [AAP Comité de nutrición: Prevención de la obesidad y los trastornos alimentarios en adolescentes]. Pediatrics 138(3): e20161649.

National Institutes of Health. (2018). Eating disorders: About more than food. [Institutos Nacionales de Salud (2018) Trastornos alimentarios: Acerca de más que la comida]. Recogido de: https://www.nimh.nih.gov/health/publications/eating-disorders/index.shtml. Accessed April 2, 2019.

Rosen, D. (2010). AAP Committee on Adolescence: Identification and management of eating disorders in children and adolescents. [AAP Comité de adolescencia: Identificación y gestión de trastornos alimentarios en niños y adolescentes]. Pediatrics 126(6), pp. 1240-1253.

Copyright

© 2019 Deanna M. Mason. Proactive Parenting.

Related Posts

 

Comments

No comments made yet. Be the first to submit a comment
Guest
Thursday, 18 July 2019

Captcha Image

FREE Monthly Advice

subscribe and participate

Subscribe!

I agree with the Privacy Policy and the + INFO

Article Search

Contact Information

Dr. Deanna Marie Mason

Calle Téllez, 26, 28007 Madrid
E. 
T. +34 912 192 862

Payment Methods

Paypal allows you to pay directly with your credit card. You can also pay directly with your card through our secure BBVA payment portal.

logo paypal tarjetas

medios pago

Want to predict the future of your children?

Subscribe here to learn how to guide them and prevent the most common behavioural problems. And, you’ll receive my E-book full of helpful advice for FREE!

E Book EN Banner

I agree with the Privacy Policy and the + INFO